martes sep 15, 2009

La eAdministración en tiempos de crisis

He estado en un seminario de Socinfo sobre la Sociedad de la Información en Andalucía en el que se montaron varias mesas redondas sobre la administración electrónica en la Junta de Andalucía y en las entidades locales de la autonomía.

La próxima entrada en vigor de la Ley 11/2007 de Acceso Electrónico del Ciudadano a los Servicios Públicos terminó siendo el hilo conductor. El acceso a la revista que soporta este evento se puede encontrar aquí y mi entrada en este blog la voy a enfocar a mis conclusiones personales.

La primera consideración es que podemos ver la botella medio llena o medio vacía y que no debemos olvidar que la ley obliga a la Administración General del Estado y luego a las otras administraciones en la medida que sus disponibilidad económica lo permita. Por tanto, a quien debemos exigir nuestros derechos es a la AGE y, al no estar representada en el evento, no puedo opinar sobre su buen o mal hacer en base a lo hablado hoy.

Las buenas intenciones de la ley se quedan a expensas de la prioridad que a este tema le den las comunidades autónomas y las entidades locales. La ventaja es que la modernización ya estaba en marcha en las CCAA y en algunas EELL. El problema es que esta ley se empezó a tomar en serio tarde y ya había llegado la crisis.

Por tanto, en mayor o menor medida se cumplirán objetivos políticos dando acceso al noventa y pico por ciento de los procedimientos e información en la AGE y abriendo una competencia política entre autonomías con cifras que espero se sitúen por encima del 70%. En entidades locales habrá mucha más disparidad, dependiendo de la madurez previa, de la situación económica y de la importancia que se le dé.

Por lo debatido hoy, mis grandes dudas se centran en la calidad de los servicios electrónicos que se ofrezcan, ya que presumo que en muchos casos el ciudadano tendrá mejoras parciales pero los grandes lastres procedimentales seguirán ahí (me temo que con mucho más pdf del deseable), en la interoperabilidad de las administraciones, en la compartición y reusabilidad de las soluciones y en el reciclaje efectivo de los funcionarios.

La simplificación será escasa ya que exige normativas y éstas no estarán a tiempo en muchos casos. Para el ciudadano una parte importante de la calidad del servicio percibido estará en la sencillez, fiabilidad, utilidad y comprensibilidad de la información que se le ofrezca, tema clave según destacó en su intervención Juan Luis Muñoz, gerente del CEMI de Málaga.

Por otra parte, la desigual implantación entre administraciones, la falta de normativa y de interconexión entre las CCAA creo que nos avocará a varios años de procesos mixtos electrónico-manuales con una desaparición escasa del papel y con grandes cantidades de ficheros de documentos en papel digitalizados.

Me parece lamentable que a estas alturas no haya un Esquema Nacional de Interoperabilidad (existe un borrador). Supongo que es fruto de la complejidad de las competencias en España y un tributo que hay que pagar. Recuerdo que en Gran Bretaña hay un "Gateway Administrativo" desde el 2002 y las entidades pueden hacer sus propios desarrollos o confiar en los "appliances" que el mercado pone a su disposición como interconectores. El proyecto SARA del Ministerio de la Presidencia no deja de ser un primer paso de alcance reducido.

En la parte llena de la botella, parece que la Junta de Andalucía es de las que mejor está haciendo los deberes entre las autonomías, en especial en lo referente a las certificaciones y creo que en la Diputación de Córdoba están poniendo mucho empeño en la gestión del cambio para que la eAdministración funcione, invirtiendo fuertemente en la información y formación de los funcionarios y usuarios internos, tema importante que no sé hasta que punto se está cuidando en otras administraciones.

Y en el debate se comentó de pasada como ejemplo de buenas praxis la tarea de compartición y trabajo con tiempo que están haciendo las universidades andaluzas que llegan bien a la cita de enero y que también son administración y se ven implicadas por esta ley.

Me quedo, en suma, con que la Ley 11/2007 dará un impulso importante en el camino hacia la eAdministración, en que espero que actúe de tractor de la demanda (¿habrá campañas de información y promoción al ciudadano?) y que ojalá mejore la situación económica para potenciar la dotación de infraestructuras que estos servicios necesitarán.

About

Mi punto de vista desde mi posición en Oracle.

Los puntos de vista de este blog son míos y no necesariamente reflejan los de Oracle.

Search

Categories
Archives
« abril 2014
lunmarmiéjueviesábdom
 
1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
    
       
Hoy